LA PIRENAICA DIGITAL

PAGINA DE LA CLASE OBRERA


ENTREVISTA AL PORTAVOZ DEL COMITÉ DE HUELGA DEL METRO DE BARCELONA


Seguir a @PIRENAICADIGITA


ENTREVISTA AL PORTAVOZ DEL COMITÉ DE HUELGA DEL METRO DE BARCELONA

'En el metro, un problema es la diferencia brutal de salarios que hay'

Óscar Sánchez es uno de los portavoces del comité de huelga del metro de Barcelona. La huelga es de dos días: ayer y mañana. Sánchez es afiliado al sindicato CGT, el sindicato más votado del metro, que tiene 9 delegados de 27. En esta entrevista nos habla de las reivindicaciones de los trabajadores y de la posición de Ada Colau, con quien es muy crítico, y explica uno de los trasfondos del conflicto: la diferencia de salarios entre los directivos y los trabajadores.

- La huelga afecta a la gente, pero poco los asistentes del congreso de móviles. Tienen furgonetas alquiladas o van en taxi.

Nosotros no hacemos una huelga para perjudicar la gente que va al Mobile. Si fuera por nosotros, no quisiéramos hacer huelga ningún día. No queremos perjudicar ni la gente que lleva los niños a la escuela, ni los que van a trabajar en metro. Los ciudadanos nos importan mucho más que los ejecutivos del Mobile. Además, se debe entender que nosotros la ciudadanía, desgraciadamente, la hacemos sufrir siempre que hagamos huelga. Tanto si hay Mobile como si no. Pero ocurre que con el Mobile la huelga tiene una visibilidad mucho mayor. Los políticos lo quieren evitar, los medios de comunicación os centráis mucho más, y por lo tanto esto es una herramienta que nos ayuda. La utilizamos. Lo admitimos. Lo hacemos para tratar de conseguir lo que pedimos.

- Y conseguirá las mejoras?

Sí. Si no pensara que existe la posibilidad de mejora, no defendería una convocatoria de huelga.

- ¿Cuáles son sus demandas?

Nuestras reivindicaciones en esta huelga giran en torno a dos ejes principales: calendario para poner fin a la precariedad y descongelación salarial de manera lineal. Hace cuatro años que tenemos el salario congelado. Aquí el metro un problema es la diferencia brutal de salarios que hay, entre los más bajos y la dirección. Un abismo. Por lo tanto, para no hacer la diferencia aún mayor, proponemos que el dinero de aumento de salario que pactamos no sea un porcentaje. El porcentaje haría que los que cobran mucho tendrían un aumento mucho mayor que los que cobran poco. Por tanto, sean los euros que sean que se consigan, queremos que sean los mismos para todos.

- El salario más bajo, cuando es?

De unos 25.000 euros al año.

- Los más altos he leído que son de 100.000. Los directivos cobran eso?

No exactamente. Este dato se ha extraído de la publicación que hizo la empresa en la intranet de los trabajadores. Hace meses. Pero esto es una media. Si hablamos de una media, no acabas sabiendo el dato exacto del sueldo de cada uno. Un estudio, no está. Además, sólo habla de salario, y no de las bonificaciones que tienen con el plan de pensiones, o los seguros.

- No sabéis cuánto cobran los directivos de la empresa pública TMB?

Pues no. Hace más de cinco años que exigimos a las autoridades políticas ya la dirección de la empresa que lo hagan público. Y eso que hay una sentencia firme, de octubre de 2015, que establece que la situación de fuera de convenio, donde hay directivos, es ilegal. El cumplimiento de la sentencia, que aún no se ha ejecutado, implicaría que entraran en el convenio, estos sueldos. Y si lo hicieran el comité sabría el salario de esta gente. Pues ni cumplen la sentencia ni nos dan, cuando se lo pedimos, un desglose de los salarios.

- Hay 340 trabajadores fuera de convenio?

Sí. Pero no todos son directivos. Hay gente fuera de convenio por arriba, y gente fuera de convenio por abajo. Nosotros sabemos -no de manera oficial, pero lo sabemos- que los trabajadores de las capas más bajas los hacen fuera de convenio para empeorarlos las condiciones. No tienen ningún seguro y ven cosas surrealistas: trabajar todos los turnos, horas extras siempre que la dirección quiera, poner su transporte privado a disposición de la empresa, etc. En las capas altas, en cambio, nos consta que están fuera de convenio por todo lo contrario. Y fuera de convenio no tienen la obligación de hacer públicos todos los privilegios pactados en un contrato privado empresa-trabajador.

- Más allá del salario, qué otras reivindicaciones tienen?

La empresa tiene un 10% de contratos temporales. Quisiéramos reducirlos. Pero el grueso de la precariedad también se encuentra en la gente que, a pesar de un contrato fijo, tiene una jornada parcial involuntaria. Contrato fijo, o no, estos trabajadores hacen muchas menos horas. Quizás el 75%, 55%, del tiempo. Y con los salarios más bajos, y trabajando sólo el 55% del tiempo, te puedes encontrar gente que cobra mucho, pero muy por debajo de los 1.000 euros.

- Ada Colau ha implicado personalmente en la negociación.

Ada Colau ha llegado tarde, muy tarde, cuando el conflicto ya era casi inevitable. Y desde mediados de diciembre tenía un escrito en el que le pedíamos una intervención directa. En segundo lugar creo que es cierto que vino a escuchar a los trabajadores. Pero nos ha decepcionado muchísimo la conferencia de prensa que hizo después. Reprodujo punto por punto toda la exposición de motivos, y más grave aún, con los datos de la empresa que son falsas. Hablan de salarios mínimos de 33.000 euros. Y eso es falso. Como te decía, el salario mínimo es de unos 25.000 euros.

- Enrique Cañas es el único directivo de TMB fichado por el gobierno actual. Todo lo demás, vienen de antes. Sin querer defenderla, y si los directivos hacen la cama a Colau?

Pues mira: descaradamente, sí. Lo hacen. Tanto el consejo de administración de TMB como los cargos que hay por debajo son gente que, en un 70% de los casos, son cargos políticos de CDC y PSC. Entonces la consecuencia para nosotros es directa. No tenemos el dato ni prueba que lo confirme. Pero si te encuentras que la versión que te viene del ayuntamiento es totalmente manipulada, nuestra conclusión es clara: le hacen la cama. Sí. Descaradamente. Y, además, ella le deja hacer.

- Colau acaba de llegar. Debería ser más comprensible con la gente que empieza ahora?

No. De ninguna manera. Nosotros no hacemos política ni apoyamos a ningún partido político, ni tenemos afinidades como sindicato con el partido de Colau, ni por ningún otro. Otra cosa son las posiciones individuales. Pero como sindicato nosotros defendemos los derechos de los trabajadores. Y punto. Si en el otro lado hay uno u otro, nosotros defenderemos a los trabajadores de la misma manera. No sé si el que podía esperar que la reacción fuera diferente quizás ahora está decepcionado. Y lo está. Y espero decirlo bien: el gobierno de Colau quizás ha cambiado, en parte, las formas, pero en el fondo desgraciadamente hace exactamente como todos los gobiernos anteriores. De CDC y de los anteriores. El discurso es el mismo. Tiene gestos, pero de gestos no vivimos. Si el fondo es lo mismo, no nos sirve.

- ¿Qué papel han tenido los sindicatos CCOO y UGT?

Por ahora, desde que comenzó el conflicto, no han tenido ninguna posición divergente de la nuestra. El comité de empresa y el comité de huelga han funcionado con una única voz y han llegado a acuerdos sin ningún problema. Nosotros tenemos maneras de trabajar muy diferentes de las suyas, es cierto, pero también tenemos cosas en común. Y hemos conseguido trabajar al lado de gente

- ¿Qué seguimiento de la huelga ha habido el lunes?

Estamos muchos y muy contentos. Hasta que no cerramos el día no lo sabremos del todo. Pero a las 4.30 de la mañana sólo hemos contado tres o cuatro ardillas. Nos acercaremos mucho al 100%, seguro.

- ¿Qué tendría que pasar para desconvocar la huelga?

El origen de la huelga es que negociábamos el nuevo convenio y la empresa no quería negociar de ninguna manera. Durante cinco meses, se negaron. La huelga la convocamos porque ellos no querían negociar. Y el viejo convenio expiraba. Por eso la convocamos. Y se convocó con unos mínimos: el aumento salarial y la precariedad, como te decía. Los motivos para desconvocar no deberían ser un nuevo convenio, que vendría después, sino que se llegara a un acuerdo con estos dos ejes.

- Hay maneras de evitar la huelga del miércoles?

A estas alturas, debería cambiar mucho la cosa. Por el momento no tenemos ninguna llamada ni de la empresa ni del departamento. No digo que sea imposible, porque no se puede decir nunca. A veces la urgencia hace que todo se mueva muy rápido. Pero a estas alturas no lo veo.