LA PIRENAICA DIGITAL

PAGINA DE LA CLASE OBRERA


LAS REFORMAS DE PENSIONES ESTÁN DINAMITANDO EL SISTEMA PÚBLICO



Seguir a @PIRENAICADIGITA

LAS REFORMAS DE PENSIONES ESTÁN DINAMITANDO EL SISTEMA PÚBLICO

Según ELA, las reformas de las pensiones están cumpliendo su objetivo a la perfección, recortar y dinamitar el sistema público de pensiones.

Los últimos años las pensiones han sufrido dos grandes reformas con el único objetivo de recortarlas.

En 2011 el Gobierno de Zapatero arremetió contra el sistema público de pensiones con recortes y otras medidas de ajuste tremendas.

En 2013, el Gobierno de Rajoy siguió por esta misma línea.

Todas estas reformas han tenido un mismo objetivo, empeorar las condiciones de las pensiones públicas.

Pues bien, todos quienes han participado en estas reformas (la CEOE, UGT y CCOO además del PSOE y PP), pueden estar contentos, ya que han conseguido su objetivo: recortar las pensiones.

También lo celebrarán el PNV y UPN, ya que su abstención en la votación de la reforma de 2011 fue necesaria para su aprobación.

Esta reforma, la de 2011, fue acordada por el Gobierno del PSOE con la patronal, UGT y CCOO. Y las principales medidas que contenía eran:

- retrasar la jubilación desde los 65 años a los 67 años

- incrementar de 15 a 25 años el cálculo de la base reguladora

- subir los años de cotización exigidos a 37 para poder cobrar el 100% de la pensión

- incrementar la edad mínima para la jubilación anticipada a los 63 años

También se introdujo el llamado “factor de sostenibilidad”, que es un mecanismo para hacer recortes futuros de las pensiones, bajo la idea de que cada vez vivimos más, por lo que la cuantía de las pensiones debe modularse en función del tiempo que se vaya a recibir.

En 2013, la reforma que hizo el Gobierno del Partido Popular implementó estas medidas: se concretó el “factor de sostenibilidad”, y se eliminó la obligación de incrementar las pensiones conforme al IPC, estableciendo un “índice de revalorización” que se calcula conforme a una compleja fórmula matemática, con un mínimo del 0,25% y un máximo del IPC más el 0,25%.

Ahora se ha dado a conocer que las pensiones subirán el mínimo para el 2015, esto es, el 0,25%. Así ha sucedido también en 2014.

Y lo peor es que el grupo fiscalizador que se creó para hacer seguimiento de la reforma del artículo 135 de la constitución (para asegurar la prioridad de pago de la deuda pública), ha previsto que la subida de las pensiones será del 0,25% hasta 2020, como mínimo, lo que va a suponer una importante pérdida de poder adquisitivo para todas las personas que cobran una pensión.

Además, este mismo organismo fiscalizador ha analizado los cálculos del Gobierno en sus previsiones.

La conclusión ha sido que la previsión sobre los ingresos del sistema de pensiones que hace el Gobierno del PP no son fiables.

Esto significa que si no se cumpliesen estas previsiones, aún se harían mayores recortes en las pensiones públicas.

La conclusión es clara, las reformas de las pensiones están cumpliendo su objetivo a la perfección, recortar y dinamitar el sistema público de pensiones.