LA PIRENAICA DIGITAL

PAGINA DE LA CLASE OBRERA


SENTENCIA DEL TSJ DE CANTABRIA DE 29-07-2014


Seguir a @PIRENAICADIGITA


SENTENCIA DEL TSJ DE CANTABRIA DE 29-07-2014 SOBRE CRITERIOS DE RECONOCIMIENTO DEL PREMIO DE SERVICIOS PRESTADOS

• Trabajador de Telefónica de España y de Telefónica Data

• No se trata tan solo de reconocer la antigüedad en la empresa absorbida sino también el período anterior en la absorbente.

• Ninguna excepción se produce en el contrato de desvinculación

Recursos de suplicación interpuestos por D. Isidoro y Telefónica España S.A. contra la sentencia dictada por el Juzgado de lo Social nº 2 de Santander.

ANTECEDENTES DE HECHO

Se presentó demanda por D. Isidoro contra Telefónica España S.A. sobre Reclamación de Cantidad. Se dictó sentencia por el Juzgado de referencia el 15-1-2014.

Como hechos probados se declararon los siguientes:

1º.- El actor, Isidoro, ha venido prestando servicios para la empresa demandada, Telefónica España, SAU, con antigüedad desde el 19-12-1979, ostentando la categoría profesional de Técnico Medio Nivel 5, como responsable Ventas 4 sénior, y percibiendo un salario fijo bruto anual de 63.916,05 euros más un variable de 31.371,22 euros para un 100% de consecución de objetivos, que en año 3013 y hasta el 31 de mayo de 2013 ascendió a 10.408,24 euros.

2º.- El Sr. Isidoro inició su relación laboral con la empresa demandada el 19-12-1979 y el 1-2-2001causa baja voluntaria y se le abona en la liquidación la cantidad de 8.356,95 euros en concepto de parte proporcional del Premio de Servicios Prestados.

3º.- El 1-2-2001 el demandante suscribe un contrato de trabajo por tiempo indefinido con la empresa Telefónica Data España, S.A.U., en la que presta servicios hasta el 30-6-2006, volviendo nuevamente a ser dado de alta en Telefónica de España, S.A.U., a partir del 1-7-2006 como consecuencia del proceso de subrogación empresarial por el que se produjo la integración del personal de las empresas Telefónica Data SAU y Terra Networks España, S.A.U..

4º.- El 5-2-2009 el Sr. Isidoro y la empresa demandada suscriben el siguiente Acuerdo:

"Con efectos de 1-1-2009, se ha aprobado tu incorporación a la Carrera Comercial como Ejecutivo De Ventas V3.

Como consecuencia, pasas a la situación de fuera de Convenio, y se te asigna un Salario Desempeño Puesto anual, en 15 pagas, de 61.983, Euros.

En esta nueva retribución quedan absorbidos los conceptos de antigüedad, ayuda escolar e infantil, compensación por días festivos y cualquier otro complemento de tu retribución anterior. En el supuesto de que retomes a la situación de 'dentro de convenio', se aplicarán las condiciones de Retribución Fija que tienes reconocidas actualmente, incluido el complemento de encuadramiento.

Tendrás, además, un incentivo anual por ventas, sujeto a la obtención de los objetivos previstos en el Plan Anual en concretó para el año 2009 tu expectativa en cumplimiento será de 31.371 euros.”

5º.- El 23-5-2013 el actor suscribe un Contrato de Desvinculación Incentivada.

6º.- Desde enero de 2008 y hasta mayo de 2013, el actor ha percibido las siguientes cantidades en concepto de incentivos:…

7º.- La retribución variable máxima por incentivos que le hubiere correspondido al actor en el mismo período conforme al CºCº y a los Niveles V3 y Responsable de Ventas 4 asciende a:…

8º.- A las relaciones laborales de la empresa le es de aplicación:

El CºCº 2008-2010 de Telefónica de España, SAU, publicado en el BOE el 14-10-2008

El CºCº 2011-2013 de Telefónica de España, SAU, publicado en el BOE el 4-8-2011.

En dicha sentencia se emitió el siguiente fallo:

"Estimo parcialmente la demanda formulada por Isidoro contra Telefónica de España, S.A.U., y en consecuencia condeno a la citada demandada a abonar al actor la cantidad de 29.699,37 euros."

Contra dicha sentencia anunciaron recursos de suplicación las partes demandante y demandada.

FUNDAMENTOS DE DERECHO

PRIMERO.- La revisión de los hechos probados que se solicita, a fin de hacer constar una retribución variable distinta, no puede encontrar acogida, ya que, partiendo, de la retribución máxima, 31.371,22 euros, prorrateada entre 15 pagas y multiplicado su resultado por 5, el resultado ofrece la cantidad impugnada de 10.408,24 euros, que es la reconocida en la sentencia.

Respecto a la modificación de los hechos probados, desconoce la Sala cual es el soporte documental de la sustitución de la tabla de retribuciones variables, según convenio, para los años 2008 a 2013, ni tampoco se justifica el método de cálculo.

SEGUNDO.- Expresada en el segundo motivo la infracción de lo dispuesto en el artículo 3.1.c del E.T., artículo 1.4.b del CºCº de Telefónica, 26.5 de la primera norma citada y art. 207 de la N.L. de Telefónica.

Se afirma en el primer submotivo que la novación contractual apreciada en la sentencia de instancia se encuentra sometida a un marco laboral de referencia, que no se explica, sin embargo, en que consiste y se solicita el cotejo entre lo que se ha percibido fuera de convenio y lo que percibiría el actor. La sentencia ya lo hizo con expresión numérica de los datos, y llega a la conclusión, a partir de éstos, que lo percibido eran cantidades superiores. Esta conclusión no se desvirtúa a través de las cantidades que se reflejan en las tablas, de confección unilateral y sin justificación concreta documental, más allá del contenido meramente discursivo del recurso.

Tampoco resulta estimable la impugnación de la compensación y absorción aplicada, que se remite al llamado marco de referencia, documento de las FAQ o correos, porque ninguno de estos últimos se individualiza. Tal unilateralidad se puede predicar asimismo respecto del llamado "complemento circunstancial de vacaciones" o el recálculo pretendido, ya que tampoco se identifica documento alguno más allá del dato formal que reflejan esas tablas.

Por otro lado, respecto a la desvinculación, el actor suscribió el contrato y en éste se expresaba las condiciones económicas a las que se condicionaba el cese y no se demuestra, con prueba fehaciente, que justificara la incorporación a los hechos probados, que sean otras superiores a las percibidas.

Respecto al premio por servicios, se trata de un concepto cuyo reconocimiento ha de mantenerse, como se expresará en el siguiente motivo, si bien en los términos económicos antes referidos.

TERCERO.- Se denuncia, en el recurso de la empresa, la vulneración del artículo 207 de la N.L. de la empresa y del artículo 3.1.c del E.T., en relación con el Anexo I, apartado d) del contrato de desvinculación incentivada suscrito entre el actor y la demandada; todo ello referido al premio de servicios prestados reclamado en la demanda.

El actor ingresó en Telefónica de España en 1979, prestó servicios hasta febrero de 2001, en el que causó baja voluntaria en la empresa. En febrero de 2001 ingresó en Telefónica Data hasta que en junio de 2006, Telefónica de España absorbió a la anterior, y se subrogó en las obligaciones correspondientes, de forma que el actor volvió a prestar servicios para Telefónica de España S.A., desde el uno de julio de 2006.

Resulta controvertida la percepción del premio de servicios prestados, que la sentencia reconoce. Como se expresa en los hechos probados, el demandante cesó en el año 2001 y se le abona la liquidación de la parte proporcional del premio de servicios prestados. Expuesto, por lo tanto, que en dicha anualidad la relación laboral quedó extinguida y se le abonó la parte proporcional del premio controvertido.

En definitiva, se expone que tal premio fue liquidado ya en su momento con arreglo a la antigüedad reconocida. Como mucho, cabría discutir, si a los trabajadores de Telefónica Data, que pasaron a Telefónica en junio de 2006, cuando se produjo la absorción, puede reconocérseles la antigüedad por el período que prestaron servicios en Telefónica Data y, en el caso del actor, por el período 1-2-2001 hasta el 30-6-2006.

En realidad, se niega el derecho al premio por una antigüedad que ya se le reconoció y retribuyó al demandante cuando la sentencia del TS de 9-2-2011 no dice que tal antigüedad deba retrotraerse al año 1979, sino considerando los servicios prestados en las empresas absorbidas, ya que tal sentencia considera que la antigüedad reconocida lo es a febrero de 2001 y también a los efectos de promoción de antigüedad y a efectos económicos.

Como último argumento se acude al contrato de desvinculación suscrito con el demandante, y al artículo 207 de la N.L., porque el primero remite a los términos del segundo y éste parte de la exigencia de 40 años (rebajados a 30 por el contrato) pero sin que se consideren interrupción los permisos sin sueldo inferiores a 3meses, de tal forma que tal exigencia de prestación ininterrumpida, no se cumple ya que la prestación lo estuvo durante 6 años, entre febrero de 2001 y julio de 2006, mientras el actor trabajó para Telefónica Data.

Sin embargo, frente a esta posición, el supuesto actual tiene unos matices específicos, ya que, antes del año 2001, el actor también trabajó para la que, a la postre, sería la empresa absorbente, Telefónica de España, desde el año 1979, de tal forma que no se trata tan solo de reconocer la antigüedad en la empresa absorbida sino también el período anterior en la absorbente.

Por otro lado, la baja en la absorbente, Telefónica de España, y el alta en la absorbida, Telefónica Data, se producen sin interrupción alguna, el mismo día, el 1-2-2001. Es decir, sin solución de continuidad, que justifique la inaplicación del artículo 207 de la N.L.. Es más, en el contrato suscrito con Telefónica Data se reconoce la antigüedad a todos los efectos desde 19-12-1979.

Es cierto que existió ese mismo día una baja voluntaria y que incluso se abonó en la liquidación determinada cantidad en concepto de parte proporcional del premio de servicios prestados.

Sin embargo, a pesar de tal antecedente, el contrato de desvinculación, verdadera "lex inter partes", ninguna matización o restricción impone al cobro de referido concepto porque en el Anexo Primero tan sólo se expresa que los empleados que el momento de la baja tengan acreditados 30 o más años de servicios efectivos, lo que es el caso del actor, ya que la antigüedad reconocida en el contrato se remite al año 1979, percibieran el premio de servicios prestados en los términos previstos en el artículo 207.

Es decir, sin reserva, particularidad o restricción respecto a las circunstancias personales del actor que justifiquen una rebaja de las condiciones que llevan, precisamente, a desvincularse de la empresa.

En definitiva, la antigüedad era la reconocida, sin solución de continuidad desde el año 1979 y, como expresa la resolución de instancia, tal Anexo no excluye a ningún trabajador, de tal forma que debe estarse a tal literalidad que reconoce también el concepto controvertido sin exclusión.

Procede, en definitiva, confirmar la resolución de instancia en este aspecto.

FALLO

Desestimamos el recurso interpuesto por D. Isidoro y el deducido por Telefónica de España contra la sentencia del Juzgado de lo Social nº 2 de 15-3-2014, dictada en virtud de demanda seguida por D. Isidoro contra Telefónica de España, confirmado íntegramente dicha resolución.

Se podrá interponer contra esa sentencia, recurso de casación para la unificación de doctrina, regulado en los artículos 218 y siguientes de la LRJS, que podrá prepararse ante esta Sala de lo Social del TSJ de Cantabria, dentro de los 10 días hábiles contados a partir del siguiente a su notificación.

VER SENTENCIA

http://www.poderjudicial.es/search/doAction?action=contentpdf&databasematch=AN&reference=7159316&links=%22345%2F2014%22&optimize=20140911&publicinterface=true

VER OTRAS SENTENCIAS SOBRE TELEFÓNICA

http://www.lapirenaicadigital.es/SITIO/SENTENCIASTEL.html